Work-life Balance

Este nuevo concepto que tanto suena últimamente en el mundo empresarial nos ha llevado a explicar un poco qué es y cómo funciona. Si hacemos una traducción directa obtenemos su significado que no es más que encontrar el equilibrio entre el trabajo y la vida personal. Esto no nos hace ver el trabajo como algo malo y obligatorio, sino que forma parte de nuestra vida y, por lo tanto, estaremos en paz a la hora de trabajar, es decir, se busca ser feliz en el trabajo. Siempre se ha dicho que un trabajador feliz es un trabajador productivo. De ahí que la meta del WLB sea la de buscar la felicidad en el entorno laboral y poder rebajar los niveles de estrés producidos por las altas cargas de trabajo.

Qué es el work-life balance

En el párrafo anterior ya hemos definido qué es el WLB, como hemos dicho, se trata de buscar el equilibrio entre la vida personal y laboral. A día de hoy, encontramos mucha gente que parece que trabaja 24 horas al día, no desconecta del trabajo. Este estilo de vida suele derivar en enfermedades, dado que el cuerpo somatiza el estrés al que está sometido. Por ello, el WLB se basa en 3 pilares fundamentales: el psicológico, el fisiológico y el metabólico. Estos elementos son parte de un sistema y no deben tratarse por separado. Como dirían los romanos: Mens sana in corpore sano.

Objetivos del work-life balance y cómo llevarlos a cabo

El objetivo principal del WLB es tener a los trabajadores comprometidos al 100% con la empresa y su vida personal, lo que dotará a los trabajadores de energía física, equilibrio mental, alineación con los valores de la compañía, mejora de su rendimiento y, por lo tanto, de su productividad. Todo ello derivará en un aumento en la rentabilidad de la empresa.

Esto se consigue mejorando la vida del empleado tanto dentro como fuera del entorno laboral. Para poder lograr ese equilibrio, la empresa debe ofrecer a sus empleados ciertas ventajas que logren hacerles felices. Entre ellos encontramos como más importantes:

La flexibilidad horaria. La libertad que se le da al trabajador para que se organicen bien a la hora de realizar sus tareas es importante, por lo tanto dejarles configurar su jornada laboral les hará trabajar en el momento que mejor se sientan y, por lo tanto, serán más productivos.

El fomento de una vida saludable. Es importante que exista un buen ambiente laboral para que los trabajadores estén cómodos entre ellos, de manera que esto pueda beneficiar a la empresa.

Actividades fuera de la empresa. Estas actividades pueden ser de ocio, como puede ser salir a tomar algo juntos, realizar actividades en grupo, como un escape room, o directamente actividades deportivas, como senderismo o ejercicios funcionales con un entrenador personal.

Creatividad e innovación. Que la empresa tenga detalles ingeniosos con los trabajadores como darle libre el día de su cumpleaños, es un gesto que cualquiera agradece fácilmente y te hace sentirte valorado. O elegir una fecha del mes y hacer un día temático. Pequeños detalles que no cuestan a la empresa y generan confianza y paz al trabajador.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Abrir chat