MadWorld, una combinación de coworking y metaverso

MadWorld, una combinación de coworking y metaverso

Seguramente habrás oído hablar de MadWorld, un espacio de coworking en el metaverso. Este espacio virtual ha sido un punto de inflexión en la era digital para los más desconfiados y temerosos a los cambios sociales, ya que desde su comienzo, el miedo ha estado presente ante una intrusión de la vida remota en la vida real, y ahora lo hace en los coworkings.

El CEO de Facebook, Mark Zuckerberg, pone en marcha dicha fusión entre el desarrollo de la realidad virtual y su impacto en la vida real. Esto se debe a que los mercados tienen la capacidad de influir y participar en el ámbito de la virtualidad.


De hecho, en este 2022 somos testigos del primer espacio de coworking en el metaverso: el MadWorld. En el artículo de hoy te contamos todo sobre este y la fusión entre coworking y metaverso, ¡quédate para no perderte ni un detalle sobre el futuro!

¿Qué es el metaverso?

Aunque hablamos del metaverso como algo futuro, lo cierto es que ya forma parte de nuestro presente y va a comenzar a cambiar nuestras vidas. ¿Quieres saber cómo?

El metaverso se conoce hoy en día como un mundo virtual al que conectarse a través de dispositivos que nos permiten sumergirnos en una experiencia que parece real, en la que puedes interactuar con los elementos que forman parte del otro lado, el virtual.

Sin embargo, no se trata de un mundo fantástico o de un videojuego, el metaverso surge con la idea de ser una realidad alternativa en la que interactuar con otras personas como si de la vida real se tratase. Es decir, podemos hacer todo lo que haríamos en un día normal pero sin tener que salir de nuestra propia habitación.

El metaverso y el coworking

En artículos anteriores ya te hablábamos de cómo implementar oficinas sostenibles en tu coworking y de los beneficios de tener plantas en él, así que hasta ahora ya sabes que los espacios de coworking pueden ofrecer un amplia gama de servicios que se adaptan a prácticamente cualquier ámbito.

Por este motivo, los promotores del coworking tampoco pueden quedarse parados ante el avance del mundo virtual y quieren aprovechar la oportunidad para socializar y trabajar con personas que se encuentran a miles de kilómetros, a través del metaverso.

El metaverso facilita una revolución en Internet, posibilitando a los coworkings la realización de otras muchas acciones que se realizan en la vida real de una forma más sencilla. Este permite la creación de nuevos negocios en él, la posibilidad de operar con una moneda virtual poniendo a disposición una economía propia, la realización de reuniones de trabajo compartiendo oficina desde casa o la interacción física con otras personas que se encuentran a mucha distancia, de una forma más realista.

El primer coworking en el metaverso

Como avanzábamos anteriormente, MadWorld es el primer espacio de coworking que surge en el metaverso de la mano de la escuela especializada en branded content “Madrid Content School. Esta escuela ofrece una variedad de cursos semanales gratuitos a los que podrás acceder con tu propio avatar y que serán impartidos por otros avatares creados específicamente para el metaverso. Además de cursos, MadWorld también ofrece seminarios, charlas, meetings y otros eventos entre profesionales.

La condición actual para que otras empresas puedan alquilar su espacio en el metaverso es la de que sus propuestas estén basadas en el fomento y la creación de cultura tecnológica focalizada en el futuro, y la creatividad.

La oficina de coworking virtual está conformada por tres áreas diferenciadas entre sí para conseguir distintos objetivos:

Ala Oeste

Aquí te encontrarás con tu avatar en el mismísimo Madrid Content School, donde también se dispone de un aula magna con capacidad para decenas de avatares.

Ala Este

En este espacio encontramos salones listos para recibir conferencias junto con bastidores para que los exponentes puedan preparar sus charlas en áreas tranquilas. Además, también podemos encontrar despachos propios de la empresa matriz.

Azotea

En último lugar, la azotea permite que los avatares puedan disfrutar de unas vistas que reflejan los altísimos e iluminados rascacielos neoyorkinos. Este espacio está pensado para que los avatares puedan disfrutar de momentos de ocio.

Conclusión

Cada vez a pasos más agigantados, veremos cómo los dispositivos avanzan para poder conectarnos a la nueva realidad virtual, desarrollando sistemas que están al alcance de todo el mundo y que faciliten la interconexión y la globalización.

Aunque a día de hoy siguen estando fuera de nuestra rutina, los estudios prevén grandes interacciones con la nueva realidad, a falta de perfeccionar todavía tanto la tecnología necesaria como el propio metaverso.


¿Y tú estás dispuesto a renunciar a la vida real para sumergirte en la comodidad de la virtualidad desde casa? Cuéntanos qué opinas, ¡te leemos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.